EMPRESA

De la cooperativa a tu casa

EMPRESA

La S.C.A. Oleícola Baeza, situada en Baeza, nace en el año 1995 fruto de la inquietud de un grupo de agricultores que deciden unirse para elaborar un aceite de oliva virgen extra de calidad con la impronta de la histórica ciudad de Baeza, siendo además ciudad Patrimonio de la Humanidad y uno de los municipios con mayor producción de virgen extra de alta calidad de la provincia de Jaén.

Nuestra filosofía se basa en un principio: directamente de la cooperativa a tu casa.

En la actualidad contamos con unos 330 socios y nuestras instalaciones que cada año seguimos modernizando y mejorando para seguir trabajando por la alta calidad, tienen una capacidad de molturación de 10.000.000 de kg de aceituna.

Para la elaboración de nuestros vírgenes extra, seguimos un cuidado y riguroso proceso dirigido por técnicos tanto en el campo como en la almazara. Para ello, seleccionamos las mejores aceitunas de la variedad Picual, en su estado óptimo de maduración y previa clasificación, según las características que nos dan las analíticas, procedemos a su molturación diaria en la almazara.

El proceso de molturación es muy minucioso y cuidado ya que es uno de los momentos claves, de todo el proceso, para obtener vírgenes extra de alta calidad. El proceso está controlado en todo momento por técnicos especializados para la obtención y categorización de los aoves que producimos mediante analítica de laboratorio y cata profesional. Por último serán almacenados en bodega en depósitos, donde guardan todas sus propiedades saludables y organolépticas, hasta su envasado.

Todo este proceso de elaboración es mecánico, lo que significa que el aceite de oliva virgen extra se obtiene sin la adición de productos químicos, es un producto natural.

La recolección de la aceituna comienza a mediados de octubre, con los aoves tempranos o verdes, que componen el aove Premium o de más alta calidad. En estas fechas que marcan el inicio de campaña, se obtiene un aceite de oliva virgen extra de color verde esmeralda, gran frutado, intensos aromas y sabores y especialmente rico en antioxidantes y polifenoles, con hasta 20 veces más cantidad de esos componentes, lo que lo hacen aún más saludable.

La recolección continúa durante el mes de noviembre, cuando la aceituna está en envero, es decir, del color verde intenso de octubre pasa a tonos rojizos y violáceos. El aove que se obtiene se caracteriza por un buen frutado, muy equilibrado al paladar, que gusta mucho a nuestros consumidores.

Ya en diciembre, con la aceituna madura y de color negro, se obtiene el aove maduro, para los amantes de un sabor menos intenso y menor frutado.

La campaña de recogida de aceituna puede prolongarse a enero y más allá dependiendo de la cosecha y como vengan las lluvias en invierno.

Nuestras instalaciones son jóvenes, al igual que nuestra cooperativa, pero se encuentran renovándose cada campaña, para obtener unos zumos de aceituna cada vez más ricos en matices, complejos y de la más alta calidad.

Contamos con envasadora propia, lo que hace que el aceite de oliva virgen extra se conserve de manera óptima en bodega y sea envasado en el momento de salir de nuestra almazara para su comercialización.

En todo el proceso está garantizada la trazabilidad de nuestros vírgenes extra.

EMPRESA

La S.C.A. Oleícola Baeza, situada en Baeza, nace en el año 1995 fruto de la inquietud de un grupo de agricultores que deciden unirse para elaborar un aceite de oliva virgen extra de calidad con la impronta de la histórica ciudad de Baeza, siendo además ciudad Patrimonio de la Humanidad y uno de los municipios con mayor producción de virgen extra de alta calidad de la provincia de Jaén.

Nuestra filosofía se basa en un principio: directamente de la cooperativa a tu casa.

En la actualidad contamos con unos 330 socios y nuestras instalaciones que cada año seguimos modernizando y mejorando para seguir trabajando por la alta calidad, tienen una capacidad de molturación de 10.000.000 de kg de aceituna.

Para la elaboración de nuestros vírgenes extra, seguimos un cuidado y riguroso proceso dirigido por técnicos tanto en el campo como en la almazara. Para ello, seleccionamos las mejores aceitunas de la variedad Picual, en su estado óptimo de maduración y previa clasificación, según las características que nos dan las analíticas, procedemos a su molturación diaria en la almazara.

El proceso de molturación es muy minucioso y cuidado ya que es uno de los momentos claves, de todo el proceso, para obtener vírgenes extra de alta calidad. El proceso está controlado en todo momento por técnicos especializados para la obtención y categorización de los aoves que producimos mediante analítica de laboratorio y cata profesional. Por último serán almacenados en bodega en depósitos, donde guardan todas sus propiedades saludables y organolépticas, hasta su envasado.

Todo este proceso de elaboración es mecánico, lo que significa que el aceite de oliva virgen extra se obtiene sin la adición de productos químicos, es un producto natural.

La recolección de la aceituna comienza a mediados de octubre, con los aoves tempranos o verdes, que componen el aove Premium o de más alta calidad. En estas fechas que marcan el inicio de campaña, se obtiene un aceite de oliva virgen extra de color verde esmeralda, gran frutado, intensos aromas y sabores y especialmente rico en antioxidantes y polifenoles, con hasta 20 veces más cantidad de esos componentes, lo que lo hacen aún más saludable.

La recolección continúa durante el mes de noviembre, cuando la aceituna está en envero, es decir, del color verde intenso de octubre pasa a tonos rojizos y violáceos. El aove que se obtiene se caracteriza por un buen frutado, muy equilibrado al paladar, que gusta mucho a nuestros consumidores.

Ya en diciembre, con la aceituna madura y de color negro, se obtiene el aove maduro, para los amantes de un sabor menos intenso y menor frutado.

La campaña de recogida de aceituna puede prolongarse a enero y más allá dependiendo de la cosecha y como vengan las lluvias en invierno.

Nuestras instalaciones son jóvenes, al igual que nuestra cooperativa, pero se encuentran renovándose cada campaña, para obtener unos zumos de aceituna cada vez más ricos en matices, complejos y de la más alta calidad.

Contamos con envasadora propia, lo que hace que el aceite de oliva virgen extra se conserve de manera óptima en bodega y sea envasado en el momento de salir de nuestra almazara para su comercialización.

En todo el proceso está garantizada la trazabilidad de nuestros vírgenes extra.

Te lo llevamos a casa…
Entra en nuestra tienda online
PULSA AQUÍ

Te lo llevamos a casa…
Entra en nuestra tienda online
PULSA AQUÍ